​​​​El patrón estará obligado a presentar al Instituto (IMSS) los avisos de modificación del salario base de cotización dentro de un plazo máximo de cinco días hábiles, contados a partir del día siguiente a la fecha en que cambie el salario. Esto se realiza por medio del servicio IDSE (IMSS Desde Su Empresa).​​